Consejos prácticos para el cuidado de la piel

Consejos prácticos para el cuidado de la piel

 Como se comporta nuestra piel en invierno

El frío invernal de los meses de invierno y los factores externos como el viento, sequedad ambiental por estufas o calefacciones, precipitaciones, cambios de temperatura y humedad; suponen una agresión para nuestra piel.

Lo que muchos no sabemos, es que una de las diversas funciones de nuestra piel es la termorregulación ,es decir, regular la temperatura corporal adaptandose a los cambios climáticos. Hay que tener en cuenta que no todos los tipos de piel actúan del mismo modo:

  • Las pieles finas y sensibles se ven más afectadas por el frío.
  • La piele más grasas aguantan  mejor el cambio de temperaturas
  • La sequedad se acentúa cuando hay baja humedad ambiental y puede producir picores y sensación de tirantez.

D BULLON, la marca de cosméticos profesionales para el cuidado corporal y facial de nuestros laboratorios de cosméticos sin tóxicos, te ayuda a prevenir esta deshidratación. A continuación, presentamos varios consejos para prevenir a la piel de factores medioambientales externos.

Para reparar una deshidratación de la piel se recomienda utilizar a diario por las noches una crema facial hidratante. Como podría ser la crema de MANZANILLA para pieles extremadamente secas. Para las pieles mixtas se debe utilizar una crema adaptada a este tipo de piel, como es la crema de AVENA.

Para potenciar el tratamiento de hidratación, se puede utilizar el SERUM ULTRAHIDRATANTE. Lo ideal es utilizar en casos de deshidratación extrema. Pues es muy importante ofrecerle a nuestra piel solamente los activos que necesita, y así no saturarla.

Durante el día los expertos recomiendan utilizar cremas con protector solar; en los meses de invierno es vital utilizar cosméticos con una protección baja. En el caso de pieles más jóvenes utilizaremos  al  ACTIVO-B-JOUR (con Hydromanil con efecto humectante e hidratante, además contiene protector solar). Y para las pieles más maduras el  IALUSERUM (con ácido hialurónico y protector) .

Además, es muy importante cuidar el resto del cuerpo. Para lo que se recomienda utilizar una crema corporal hidratante como es la LECHE HIDRONUTRITIVA, con aceite de almendras.

Asimismo, para la zona corporal, en pieles más deshidratadas contamos la crema REEQUILIBRANTE para pies, codos y rodillas.