Consejos prácticos para comenzar una dieta

Consejos prácticos para comenzar una dieta

Trucos para reducir la grasa en semanas de dieta

Una vez pasada la navidad, empiezan los remordimientos por esos kilitos que hemos cogido de más. Que si las cenas de empresa, reuniones con amigos, cenas y comidas en días especiales como son noche buena, navidad, Nochevieja, etc. Que si poquito de turrón a medio día y un mazapán a media tarde, y así con una gran cantidad de dulces que nos rodean en esas fechas. Todos estos excesos empiezan a preocuparnos una vez pasada la navidad, justo cuando empezamos a plantearnos ponernos un poco a dieta para volver a nuestro peso ideal.

Si te encuentras en esa situación, nuestro laboratorio de cosméticos ha  resumidos los trucos a seguir para deshaceros de los excesos de peso después de la navidad.

Recomendaciones básicas:

  • Realizar cinco comidas diarias. Evitar las grasas saturadas y prestar mucha atención a los hidratos de carbono.
  • El ejercicio físico es imprescindible. Nadar, andar, correr… ¡lo que más te guste! Aquí lo importante es tener actividad física.

Utilizar cosméticos anticelulíticos y reductores de grasa.

Sin olvidar lo importante que es seleccionar cosméticos naturales, libres de tóxicos y sobre todo, de parabenos. Tendencia que a día de hoy persigue nuestra fábrica de cosméticos

  • Para combatir la flacidez y quemar grasas, lo recomendable es utilizar vendrás frías: reafirmantes y estimulantes de la circulación periférica. Lo ideal, es realizar este tipo de tratamiento en centros especializados y hacerlo con cosméticos profesionales como en ese caso es nuestro líquido para vendas frías.
  • También se pueden realizar otros tipos de tratamientos, siempre bajo la supervisión de un profesional.
  • Hidratar la piel con cosméticos hidronutritivos. En ese caso, se debe tener cuidado al aplicar las cremas corporales, ya que la forma de hacerlo puede afectar a nuestra piel.

Al aplicar una crema corporal (sobre todo anticelulítica) se debe hacer con un masaje ascendente; es decir, de abajo hacia arriba. Esto favorece el retorno venoso y así se conseguirá reducir la retención de líquidos y una mejor circulación. Además, el calor de la mano que producen estos masajes, provoca que los poros se abran y que las cremas anti celulíticas penetren mejor.

Lo recomendable es aplicar la crema anticelulítica después de la ducha y al menos una vez al día. Dependerá la constancia en su uso, para que una crema de este tipo sea eficaz.